Saltar al contenido

Modelo Pedagógico

La Institución Educativa Carlos Vieco Ortiz busca favorecer el desarrollo de competencias en el ser, saber y hacer de estudiantes con diversas capacidades cognitivas, mediante el Modelo Pedagógico Constructivista, haciendo énfasis en metodologías activas como aprendizaje por procesos, proyectos, problemas, innovación tecnológica e investigación.

Es así como, el constructivismo sostiene que el aprendizaje es un proceso activo en el que el estudiante construye su propio conocimiento a través de la interacción con el entorno y la reflexión sobre sus experiencias. Desde la perspectiva de Lev Vigotsky y David Ausubel, dos de los teóricos más destacados en el constructivismo, el aprendizaje se produce cuando el estudiante relaciona los nuevos conocimientos con los que ya posee y presentan conexiones significativas entre ellos.

Según Vigotsky, el aprendizaje se da en la «zona de desarrollo próximo», que es el espacio entre lo que el estudiante ya sabe y lo que es capaz de aprender con la ayuda de un docente o un compañero más experimentado. Desde esta perspectiva, el rol del docente es fundamental en el proceso de aprendizaje, ya que debe proporcionar al estudiante experiencias y situaciones que desafíen su conocimiento previo y lo lleven a construir nuevos significados.

Por su parte, Ausubel enfatiza la importancia del aprendizaje significativo, que se produce cuando el nuevo conocimiento se relaciona con los conceptos previos del estudiante. En este modelo, el rol del docente es el de organizar el contenido de forma que facilite la identificación de las relaciones entre los conceptos, lo que permitirá al estudiante integrar los nuevos conocimientos en su estructura cognitiva.

En cuanto al papel del estudiante, este es activo y participativo en el proceso de aprendizaje. El estudiante es el responsable de construir su propio conocimiento y para ello, debe estar motivado, tener curiosidad y estar dispuesto a explorar nuevas situaciones y contextos. Además, debe ser capaz de reflexionar sobre sus experiencias y evaluar su propio aprendizaje.

En cuanto a la aplicación del constructivismo en el aula, se pueden utilizar diversas estrategias pedagógicas, como la resolución de problemas, el aprendizaje cooperativo, el uso de materiales manipulables y la realización de proyectos. En todos estos casos, el docente debe actuar como un facilitador del aprendizaje, necesitará las herramientas y las oportunidades para que el estudiante construya su propio conocimiento.

En síntesis, el constructivismo es un modelo pedagógico que enfatiza el aprendizaje activo y participativo, en el que el estudiante construye su propio conocimiento a través de la interacción con el entorno y la reflexión sobre sus experiencias. El rol del docente es el de facilitar el proceso de aprendizaje, tendrá experiencias significativas que desafíen al estudiante a construir nuevos significados. El estudiante, por su parte, es el responsable de construir su propio conocimiento, reflexionando sobre sus experiencias y evaluando su propio aprendizaje. Ver Modelo Pedagógico – PEI